Cómo programar el envio de un correo electrónico en Gmail

jueves, 30 de septiembre de 2021 · 0 comentarios

 Los correos electrónicos se han convertido en parte absolutamente indispensable en la vida de muchos de nosotros. Estas “cartas cibernéticas” nos permiten estar en contacto con personas en cualquier lugar del mundo, se usan en las empresas para los trabajos, para el envío de documentos e información importante… 

Mandarlos es prácticamente una de las primeras cosas que aprendemos cuando nos iniciamos en esto de la informática, pero siempre lo hacemos en el momento… ¿Y si necesitamos enviar un correo cuando estamos fuera de casa, para que llegue a esa otra persona en el momento adecuado? Con Gmail es muy sencillo, programando el envío en unos pocos pasos:

- Abrir nuestro correo en Gmail y pulsar sobre Redactar, para crear un nuevo correo electrónico. 

- Añadir el título y la dirección a la que lo vamos a enviar, así como el contenido del correo en sí. No te olvides de los archivos adjuntos. 

- Cuando el correo esté terminado buscaremos la opción en Enviar, pero en lugar de darle a ese botón, clickaremos sobre la flecha que hay justo a la derecha. 

- Aquí nos mostrará la opción de Programar Envío. Al pulsar sobre ella se abrirá una pequeña ventana con varias opciones predeterminadas. 

- Podemos escoger una de ellas (Mañana, Tarde y Noche) o elegir la fecha y la hora por nuestra cuenta, en la opción inferior. 

- Una vez lo tengamos programado, pulsaremos ahora sí el botón de Enviar, aunque el correo no se mandará hasta el momento en el que hayamos elegido. 




Mejora la velocidad del Wifi en casa con un sencillo truco

domingo, 29 de agosto de 2021 · 0 comentarios

 Hoy en día, tener una buena conexión a Internet en casa es cada vez más importante para muchas personas que teletrabajan desde su hogar, o simplemente quieren ver películas y vídeos online sin ningún tipo de corte o retraso. Las conexiones de fibra ya nos ofrecen unos flujos de velocidad muy altos, pero es cierto que no toda la casa se puede beneficiar de ello. 

Al tener que lanzar la conexión inalámbrica a través de un router, dicha conexión llegará mejor a unas estancias que hay otras, y tendremos que jugar con muchos factores para conseguir que el flujo de velocidad sea el adecuado. Aquí te vamos a dar un truco muy sencillo y fácil de llevar a cabo, para cuando sientas que no te llega la conexión como debería:

Las antenas del router son las que envían señal a toda la casa. Podemos jugar con su posición, para mejorar la calidad y el alcance de la conexión, pero también potenciarla de manera muy sencilla. Simplemente colocaremos algo de aluminio, como una lata de refresco, justo detrás de la antena. Este material funciona como un “amplificador” natural de la señal, lo que nos permitirá mejorarla de una manera rápida. 

Es cierto que no es una solución definitiva, y lo mejor sería buscar un router más potente, pero ante problemas concretos, este truco nos puede ayudar bastante. 





Cómo convertir el contenido de una web a PDF

miércoles, 28 de julio de 2021 · 0 comentarios

El formato PDF se ha convertido hoy por hoy en uno de los más usados dentro de la informática. Es ligero, incluye tanto texto como imágenes y es compatible con cualquier ordenador que tengamos. Por eso no es de extrañar que buena parte del contenido que generamos termine convirtiéndose en PDF. ¿También las páginas web?

Hay una opción, de hecho, que nos permite incluir el contenido de una web, con sus imágenes y todo, en un PDF que luego podremos modificar, cortar y dejar a nuestro gusto:

1. Una vez estemos en la web que queramos “guardar”, acudiremos a la esquina superior derecha de Chrome para abrir el menú de opciones

2. Entre ellas nos aparecerá Imprimir, que es justo la que nos interesa. Clickaremos ahí y se nos abrirá una nueva ventana. 

3. Como puedes comprobar, esta ventana es muy similar a las de impresión en programas como Word o Excel. En la parte de la izquierda aparecerá el formato que el navegador le da al contenido de la web, en varias páginas. 

4. La parte de la derecha es la que más nos interesa, ya que aquí podemos elegir el Destino de esa impresión. En este caso, la opción que queremos es Guardar como PDF. También podemos escoger el estilo y las páginas que vamos a “imprimir” de forma digital. 

5. Solo tendremos que pulsar luego en Guardar, abajo a la derecha, para que la página y su contenido queden convertidos en PDF. 




Activar el modo avión en Windows 10

domingo, 27 de junio de 2021 · 0 comentarios

 Existe en el sistema actual de Microsoft un modo que nos desconecta por completo de cualquier tipo de conexión, tanto inalámbrica como por cables. Se trata del Modo Avión, con una función muy similar a la que tiene en los dispositivos móviles, y que aquí nos “aísla” por completo para que podamos trabajar sin distracciones, aunque eso sí, también sin poder utilizar Internet, por ejemplo. 

El modo avión es obligatorio para los vuelos, donde debemos tenerlo activado durante todo el trayecto, pero también lo podemos utilizar en cualquier otra situación, incluso en casa, mientras jugamos o trabajamos con un programa que no necesita de Wifi, por ejemplo. Activarlo es muy sencillo, como te vamos a mostrar ahora:

- Acudiremos a la barra de tareas, en la esquina inferior derecha, donde nos aparecen los iconos del volumen, la hora o la batería, si estamos con un ordenador portátil. 

- Localizamos el icono de conectividad, que aparecerá como una especie de onda si ya estamos conectados. Al clickar sobre él se nos abren las opciones de conexión. 

- En la parte inferior de esta pequeña ventana veremos tres opciones: Wifi, zona de cobertura y Modo Avión, que normalmente aparece en medio. 

- Hacemos click sobre la opción de Modo Avión y automáticamente, nuestro PC pasará a estar desconectado de Internet, bluetooth y demás. 

Esto nos ayudará también a ahorrar mucha batería para cuando estamos trabajando sin necesidad de Internet, y queremos aprovechar al máxima la capacidad de nuestro portátil. 




Cómo configurar una red de uso medido en nuestro PC

miércoles, 28 de abril de 2021 · 0 comentarios

Lo habitual es que cuando tengamos un PC lo conectemos a Internet a través de un adaptador Wifi que recoja la seña de un router, o a veces también con  un cable Ethernet directo, para aprovechar más la velocidad. Sin embargo, también hay personas que tienen conexiones limitadas, como las de datos a través del móvil. Para este tipo de conexiones, lo mejor es crear una red de uso medido, que evitará que consumamos más datos de los debidos. Es una opción muy sencilla de configurar en unos pocos pasos.

-          Conectamos el ordenador a la red limitada, ya sea por Wifi o a través del teléfono móvil.

-          Cuando la red aparezca en la parte inferior derecha, en la barra de tareas, pulsaremos sobre ella con el click derecho del ratón.

-          De las opciones que aparecen debemos escogerla de Abrir Configuración de Red o Internet.

-          Nos abrirá una ventana en la que podemos ver, ya en la parte superior, la conexión que tenemos y dos opciones, la de Propiedades y la de Uso de Datos. Esta última es la que nos interesa.

-          Entrando en ella podremos escoger el límite de datos que queremos ponerle a la línea, para que no los sobrepasa.

-          Una vez configurado dicho límite, el propio sistema nos avisará cuando estemos cerca del límite escogido, para que lo tengamos en cuenta. 



Cómo liberar espacio en el disco duro en Windows 10

miércoles, 24 de marzo de 2021 · 0 comentarios

 Uno de los problemas más habituales que encontramos como usuarios en cualquier ordenador es la falta de espacio de almacenamiento. Los discos duros, sobre todos los buenos y rápidos, suelen estar bastante caros, y al final siempre optamos por opciones más económicas, con menos espacio, que acabamos llenando rápidamente.

Si estamos en esta situación y queremos liberar espacio de nuestro almacenamiento de una forma sencilla e intuitiva, podemos utilizar Storage Sense, una aplicación que ha sido incluida en Windows 10 para este fin:

-          Clickamos sobre el icono de Windows, en la esquina inferior izquierda, y buscamos la opción de Configuración.

-          Desde aquí debemos acceder a la parte de Sistema, en la que se nos abrirá una página especial con muchas opciones. La que nos interesa está en la columna de la izquierda.

-          Clickamos sobre la opción de Almacenamiento, que nos llevará a una nueva ventana.

-          Dentro de esta ya veremos la opción que deseamos, Storage Sense, la cuál podemos activar fácilmente desde aquí.

Se trata de una opción con la que el propio sistema operativo aprovechará para liberar espacio cada cierto tiempo, borrando los archivos de la papelera de reciclaje, y también muchos archivos temporales que pueden llegar a ocupar gran espacio. De esta forma, Windows se ocupará de solventar el problema, y nosotros ya no tendremos que preocuparnos de nada.




¿Suspender o hibernar nuestro PC? Estas son las diferencias

domingo, 28 de febrero de 2021 · 0 comentarios

 A veces, cuando estamos trabajando con nuestro ordenador pero tenemos que ausentarnos durante un rato, preferimos no gastar tanta energía y dejarlo en suspensión. No queremos apagarlo, porque entonces se perdería el trabajo que estamos haciendo, y tardaríamos más en cargarlo. Por eso hay dos opciones diferentes, para conseguir que la sesión quede en suspenso, cada una de ellas con sus peculiaridades:

-          Suspensión: Se trata de un modo en el cual nuestro ordenador quedará suspendido, se cierra la sesión abierta, pero se mantiene el estado actual de la misma, con todas las ventanas de trabajo, programas y demás, guardados en le RAM. Consume algo de energía, pero su restablecimiento es muy rápido.

-          Hibernación: es un modo muy similar, aunque algo más profundo. En lugar de utilizar la RAM, el PC guarda la situación de la sesión en el disco duro, lo que hará que necesitemos un poco de espacio extra para la misma, y que el reinicio no sea tan rápido al fin y al cabo. Eso sí, nos ahorraremos bastante energía, ya que la hibernación permite que el PC esté casi apagado, sin consumir nada.

Nosotros recomendamos utilizar la suspensión, sobre todo si es una sesión bastante grande la que vamos a dejar “congelada”. En el caso de que te retires definitivamente del ordenador, al menos por unas horas, lo mejor es apagarlo para que así no se consuma energía extra.